D. Enrique Mazas, director del programa taurino de RNE “Clarín”

La novena de las tertulias de nuestra asociación de esta temporada contaba con la presencia de D. Enrique Mazas Pino como invitado. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Europea de Madrid y licenciado en Historia por la Universidad de Salamanca, el actual director del programa taurino de Radio Nacional de España (RNE) “Clarín” nos ha confesado que su afición empezó al nacer en tierras charras: “Criarse en Salamanca, es hablar de toros”. Se considera un amante del encaste Atanasio-Lisardo, elige a Dolores Aguirre como su ganadería preferida y se identifica admirando a José Tomás como torero.

Se trasladó a Madrid para empezar su carrera profesional en Radio Televisión Española. Comenzó como redactor en varios programas de entretenimiento de TVE como ‘Carta de Ajuste’. Pidió expresamente colaborar de becario en la sección de toros para hacer prácticas y empezó dándose a conocer publicando crónicas de corridas de toros, comunicados de apoderamientos, etc.

En 2005 paso a formar parte del equipo de Clarín en RNE, labor que alternó como redactor de Radio 5 Todo Noticias. Completó equipo con Fernando Fernández Román y posteriormente estuvo al lado de Adolfo Rodríguez Montesinos. Durante esos años, dice haber aprendido todo de ellos y sueña con llegar a ser tan buen comunicador como Fernando y conocer tan bien al toro como se lo ha enseñado Adolfo.

Además, ha colaborado en distintas publicaciones taurinas, entre ellas en la nueva edición de la enciclopedia “El Cossío”. Actualmente es editor de tarde en la fórmula “Todo Noticias” de la cadena pública.

Reconoce que durante estos nueve años de profesión ha echado mucho de menos el contacto con el toro, que perdió al marchar de su tierra salmantina. “Estuve desligado de este mundo durante un buen tiempo, pero volví a ver a José Tomás y mi afición renació”.

En la actualidad junto con Teo Sánchez emite el programa taurino “Clarín” a las 23,00 horas cada domingo y ambos informadores advierten y están de acuerdo que tenían muy claro desde el principio que en el programa no faltarían dos pilares básicos: “El toro será la diana al que siempre apuntaremos y solicitaremos participación a los oyentes”. Considera que la opinión de los aficionados es la más importante porque, en definitiva, son los que pasan por taquilla cada tarde de festejo, es decir, los que pagan.

Quiere normalizar, es decir, tratar la información taurina como estamos acostumbrados a recibir la información general de otras secciones, pues es un punto que siempre ha perseguido, aunque reconoce que es algo difícil de lograr. A la pregunta de varios aficionados sobre la libertad de expresión que tienen para dar la información taurina y si alguna vez se han visto cohibidos a la hora de dar una noticia, Mazas dice que hasta ahora los directores de los informativos les han dado bastantes facilidades y absoluta libertad para la forma de decir las cosas. “Tenemos absoluta independencia a la hora de expresar nuestros criterios”. Durante la tertulia, tanto su actual compañero del programa Teo Sánchez, como su ex-compañera Gloria Sánchez-Grande estuvieron de acuerdo con la opinión de nuestro invitado. Amante de la crítica, el presentador hizo hincapié en la extraordinaria pluma de Alfonso Navalón, al que conoció y admiró y cada vez que lo recuerda se exaspera pensando que debería haber escrito más y dejar un mayor testimonio de su personalidad y conocimientos.

Respecto a la relación con otros compañeros de profesión del mismo sector más veteranos, explica que algunas cosas sí le molestan, puesto que muchas veces no cuentan con ellos para determinadas actuaciones, noticias o escritos y cree que los consideran en cierto sentido los “nuevos raritos” del sector. Y tal vez por eso, tampoco el señor Abella, gerente del Centro de Asuntos Taurinos de la CAM les convocó a los de RNE para darles la noticia y detallarles la última adjudicación de Las Ventas, siendo “Clarín” el programa taurino de la radiodifusión más antiguo de los actuales. Eso sí, a los medios de sus “amiguetes” sí que lo hizo este “servidor público” ¿No debería alguien “tirar de las orejas” a este individuo?, nos preguntamos nosotros.

Hablando sobre el futuro de la tauromaquia nuestro invitado piensa que no se expande la afición entre los jóvenes, que no hay regeneración. Pone el ejemplo de que en la plaza de Salamanca ya no lidian ninguna corrida del propio encaste térreo como “los atanasios” y explica que los empresarios se detienen más en pensar en carteles A y B pero todos sin ninguno tipo de atractivo para el aficionado. Termina sincerándose y siente que la familia Chopera ha derrumbado la plaza de su tierra: “Si no hay un cornalón o una buena faena de José Tomás, parece que no existe atractivo alguno”. Ve a la prensa taurina actual sesgada, hasta el punto de que muchas revistas viven de la publicidad de determinados toreros y sólo ensalzan la endogamia, habiendo una total ausencia de crítica en sus comentarios.

Y cuando ya íbamos por el meridiano de la tertulia, el tema que se antepuso a todo fue por qué NO se televisan las corridas de toros. El periodista nos explicó que televisar una corrida no es tan fácil y que el mayor impedimento a la ausencia de retransmisión es la normativa que regula los horarios infantiles, al haber incluido a las corridas de toros como violencia animal. Éste es el principal problema, pero no el único, pues a todo esto hay que sumarle la actitud de los toreros: “Les ofrecieron el año pasado televisar dos corridas en diferido, a las 10 de la noche y al parecer no gustó a los diestros”.

Piensa también nuestro invitado que el torear más un encaste u otro en un determinado momento son “modas” que les dan a los toreros en diferentes épocas, porque las mencionadas figuras han toreado encastes que en la actualidad no pueden ni ver. Al hilo de esto, estimó la solicitud de un socio con la posibilidad de además del trofeo que otorgan llamada “oreja de oro” para el mejor torero, sería bueno también dar un trofeo con las mismas características dirigido a la ganadería o al toro.

Nos informó también de la situación que atraviesa la identidad del toro durante el espectáculo, refiriéndose a que los toreros quieren ser los que puedan dar el puñetazo contra la mesa y reivindicar que son los únicos protagonistas de ella. Ven al toro como un elemento secundario, residual. Y está de acuerdo con los aficionados de que el planteamiento es incorrecto, añadiendo que “estamos viviendo los años de la indultitis”, pues se indultan toros que no deberían ser indultados y no dejan así la posibilidad de que salga el toro que se pueda indultar con verdaderos merecimientos. Pasaron las dos horas y Enrique Mazas se despidió diciendo: “Los toros es un espectáculo difícil de vender pero es auténtico y eso lo caracteriza”.

Te Recomendamos

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas su uso. Aceptar | Más información