De garantías

Ampliar Portada

15 Agosto 2010 | Escrito por Ricardo Anguas | Fotografías de Constante

Corrida de toros. Se lidiaron seis toros, cinco de los cuales con el hierro de “Toros de Cortés”, de procedencia Los Bayones (Atanasio-Lisardo) y un remiendo de la misma casa familiar con el hierro de “Victoriano del Río Cortés”(Juan Pedro Domecq-Luis Algarra), corrido en tercer lugar...Todos ellos aptos en presentación para Madrid, hondos, cuajados y bien armados, aunque con poco morrillo en general. Los ejemplares fueron nobles y con fondo en general, excepto el segundo, manso, áspero, con dificultades y derrotando a mitad del muletazo. Primero, quinto y sexto, accesibles para el torero. El primero, escasito de fuerzas, pero noble y con fondo, el quinto, exquisito en la muleta por ambos pitones, pero no con la debida emoción y el sexto el mejor toro de la tarde, empujando muy fuerte en el caballo, codicioso, en muleta correcto por ambos pitones y además con emoción. El tercero, aunque cumplió en varas, se apagó pronto y el cuarto se dejó sin más y fue de más a menos.


Víctor Puerto: (grana y oro), estocada trasera – vuelta tras leve petición en su primero y bajonazo y entera – palmas en su segundo.

José Luis Moreno: (negro y oro), pinchazo, media larga, tendida, atravesada, tendida y trasera y descabello – silencio con leves pitos en el segundo de la tarde y en el quinto cinco pinchazos y siete descabellos – silencio con leves pitos.

César Jiménez: (grana y oro), entera desprendida – silencio en su primero y en el último, media larga, trasera, tendida y atravesada y cinco descabellos, saludos desde el tercio por su cuenta.


Autoridad: presidió D. Julio Martínez Moreno, sin complicaciones, pero con equivocaciones como siempre, se permite que se descabellen a ciertos toros con pinchazos o pinchazo previo, las cuadrillas siguen incumpliendo el reglamento para que doble el toro rápido a la hora de terminar con él.

Picadores: siguen picando mal, tanto en ejecución como en colocación , hay que destacar únicamente un puyazo perfecto del picador Francisco Javier González en el tercero de la tarde.

Aforo, inclemencias meteorológicas y otros: un tercio de entrada en tarde soleada y agradable. Reseñar también que se desmonteró Raúl Cervantes en banderillas en dos pares vistosos, rápidos y a toro “pasáo”. Las bregas, en los seis, con altibajos y un par de banderillas meritorio y despacioso de Jesús Arruga.


Hoy estamos de celebración, día de la Virgen de la Paloma, un día en el que se llevan a cabo festejos taurinos en muchos puntos de la geografía española. Aquí, en la capital de España y del toreo, se mostraba en los carteles una corrida al menos apetecible para acudir a presenciarla. Con el permiso de la autoridad y a la música del pasodoble se realizaría el paseíllo, muy bien comandado por los tres matadores, despacito, pausado y con elegancia. Un paseíllo compuesto por menos integrantes que en fechas pasadas, pues se redujo el número de personal en areneros, monosabios...

El primer matador, Víctor Puerto, reaparecía tras tres años de ausencia en las Ventas, lo cierto que con buena actitud, aunque erró en bastantes ocasiones. Su papel como director de lidia fue ejemplar, siempre bien colocado y oportuno. Cierto es también que aprovechó todos los quites en los que tenía derecho a intentarlo. En su primero, buen saludo capotero, él mismo bregaría en banderillas y con la muleta realizó una faena poco compacta, en la que destacó su planteamiento, destellos de torería y los remates de las series. Empezó bien, con torería, pero la faena fue a menos. Es de agradecer que lució y nos enseñó las virtudes del animal, pero no se acopló con él. Mató arriba, pero ligeramente trasera la estocada. En su segundo, quiso y no pudo ante un toro que se dejaba y no comía a nadie, alargó la faena y después de un sartenazo, lo finiquitó de una estocada arriba y un poco trasera.

El cordobés José Luis Moreno, estuvo desafortunado, desacertado y pasó mucho miedo ante su primer oponente, pues éste requería mucho poder por parte de su matador, el cual no tuvo recursos para resolver la papeleta que le tocó en suerte. Mal, tanto con capote como en muleta, no dejó de mover los pies en ningún momento, enganchado el engaño en la mayoría de las ocasiones y pasando momentos de angustia por el miedo. En el quinto, más de lo mismo con el capote; con la muleta empezó mal y la faena fue un poco a más, pero nada más que algún pasaje estimable. Mató muy mal en los dos cornúpetas que tuvo que finiquitar.

El tercer matador, César Jiménez, no pasó de discreta su actuación, excepto una serie con la muleta por el pitón derecho al sexto. Vulgar con el capote toda la tarde. En sus dos faenas muy descolocado, no llegando al hilo del primer pitón, poco asentado, perdiendo muchos pasos entre pase y pase y matando mal. Este torero es una pena que no se reencuentre, pues tiene cualidades positivas para situarse en una situación mejor que la actual.

La terna de hoy tuvo ganado con garantías y no lo aprovecharon. La corrida de hoy ha servido, pero hay que trabajar aún más para contentarnos de verdad a los aficionados...

 

Comparte esta publicación

Te Recomendamos