La vulgaridad se adueña de la prensa

Ampliar Portada

21 de mayo de 2014 | Escrito por Mario de los Reyes Muñoz | Fotografías de Constante

Corrida Extraordinaria de la Prensa. 6 toros de Juan Pedro Domecq.

1º G. JPD - EC - 12/08 - Empollón - castaño de capa - 560kg - 160
Este animal fue picado por Manuel Jesús Ruiz Román “Espartaco”: 1º a la res le dejaron un puyazo en lo alto, muy leve de intensidad. La res no se empleo nunca, sin terminar de romper en el peto. Al salir del caballo la res perdió las manos, dando síntomas de poca fuerza. 2º al ponerlo en suerte la res marco mucha querencia a tablas del tendido 8 - 9. En los lances de capa al ser puesto en suerte, perdió las manos en dos ocasiones. Le dejaron un puyazo en lo alto, muy leve de intensidad. La res no se empleo en ningún momento. Perdió las manos en dos ocasiones al salir del peto, dando síntomas de su nulidad de fuerzas. En los primeros tercios la res dio claros síntomas de justeza de fuerzas, incluso en los lances de recibo con el capote, la res perdió las manos en alguna ocasión.

Ya con la muleta en mano la res embestía pero sin romper ni emplearse en ningún momento. A la res le costaba al final del lance, quedándose algo corto en su recorrido. Le falto mucha más casta y raza a la hora de embestir a los engaños.

2º G. JPD - EF - 12/08 - Halado - melocotón de capa - 526kg - 142
Este animal fue picado por Juan de Dios Quinta: 1º a la res le dejaron un puyazo en lo alto, un poco trasero de colocación. La res no se empleo dejándose dar, sin terminar de romper nunca. Aparte la res cabeceo un poco en el peto, haciendo sonar algo el estribo. 2º a la res le dejaron un puyazo en lo alto, muy leve de intensidad. La res no se empleo, dejándose dar sin terminar de romper, en su pelea.

Ya con la muleta en mano la res iba y venía, dejándose con cierta bondad y nobleza en sus embestidas, pero nunca termino de romper ni se empleo del todo en sus arrancadas. Quizás le falto un poco mas de casta y raza en sus embestidas a los engaños. Aunque permitió el lucimiento del espada granadino.

3º G. JPD - JA - 12/08 - Gerolimpio - colorado de capa - 490kg - 30
Este animal fue picado por Oscar Bernal: 1º a la res le dejaron un puyazo leve, limitándose a marcar el hierro. La res no se empleo nada, dejándose dar. La res perdió las manos en el peto. La res no empujaba nada en el caballo. Y al salir del equino la res volvió a perder las manos. 2º a la res le dejaron un puyazo muy leve de intensidad. La res no rompió nunca en el peto, sin empujar ante el castigo recibido. En los primeros tercios, la res dio algunos síntomas de justeza de fuerzas.

Ya con la muleta en mano la res iba y venía medio dejándose, prestándose para el lucimiento con bondad y nobleza pero sin terminar de romper ni de emplearse del todo. La res al cuarto o quinto lance de las series, ya le costaba un poco al final del lance, quedándose algo corto en su recorrido. Le falto más casta y raza a la hora de embestir a los engaños.

4º G. JPD - EC - 02/09 - Entusiasta - colorado de capa - 520kg - 172
Este animal fue picado por Juan Bernal: 1º a la res el dejaron un leve castigo. La res no termino de romper nunca, dejándose dar sin terminar de emplearse en el peto. 2º la res recibió un puyazo leve de intensidad. La res no se empleo dejándose dar sin terminar de romper nunca, en su pelea en el peto.

Ya con la muleta en mano la res no decía absolutamente nada a los tendidos. La res embestía al paso y le costaba un mundo terminar sus embestidas quedándose algo corto en su recorrido. A la res le falto mucha más casta y raza a la hora de embestir a los engaños.

5º G. JPD - EF - 12/08 - Historieta - negro listón chorreado - 492kg - 102
Este animal fue picado por José Manuel González: 1º a la res le dejaron un leve castigo, limitándose a marcar el hierro. La res no se empleo en ningún momento, sin romper en su condición en el peto. 2º le dejaron un puyazo leve, trasero de colocación. La res no se empleo nunca en su pelea en el peto. Al salir del caballo la res salió ciega y desarmo el capote a un banderillero.

Ya con la muleta en mano el toro embestía pero no decía nada a los tendidos. La res le falto mucha más casta y raza a la hora de embestir a los engaños. Y la res se comenzó a quedar muy corta en su recorrido y tiro la cara alta al final del lance, faltándole más clase y calidad en sus embestidas.

6º G. JPD - JA - 11/08 - Escopetero - castaño chorreado bragado meano - 554kg - 104
Este animal fue picado por Antonio Hernández: 1º le dejaron un puyazo en lo alto. La res no se empleo dejándose dar sin romper nunca. La res no dijo nada en su pelea en el peto. 2º a la res le dejaron un puyazo en lo alto. La res no se empleo en ningún momento. Al salir del caballo la res perdió las manos, dando algunos síntomas de poca fuerza.

Ya con la muleta en mano la res iba y venía pero sin decir nada de interés a los tendidos. Aparte el toro estaba justo de fuerzas, perdiendo en varias ocasiones las manos por lo que no se le podía obligar nunca por bajo. A la res le falto mucha más casta y raza a la hora de embestir a los engaños.


Manuel Jesús “El Cid”: (tabaco y oro) silencio y silencio.

David Fandila “El Fandi”: (nazareno y oro) silencio y silencio.

Juan del Álamo: (blanco y oro) oreja y silencio.


Presidente: Julio Martínez Moreno, algunos toros justos de presencia en los primeros tercios, debieron de ser devuelto a los chiqueros. En el quinto toro hubo un problema en el tercio de banderillas, ya que el presidente no le permitió colocar el cuarto par y finalmente el granadino decidió colocarlo, no se porque se produjo esa desobediencia al palco presidencial.

Público: tarde nublada y muy desapacible, antes de la corrida de toros llovió bastante, durante el festejo no llovió. Molesto a lo largo de la tarde bastante el viento. Un poco más de tres cuartos de plaza. En la barrera del tendido 9 se encontraba la Infanta Elena.


En la tradicional corrida, en homenaje a la Prensa, hemos vivido un espectáculo bochornoso, de destoreo y de vulgaridad. Todavía no entiendo porque la empresa de Madrid, pone dos tardes ha un torero como David Fandila “El Fandi”, teniendo otros muchos toreros, mas jóvenes que apuntan mejores maneras que están deseando hacer el paseíllo en el coso venteño.

La vulgaridad del granadino es espantosa, en el tercio de banderillas buscando el aplauso fácil del respetable. Incluso este espectáculo es realizado, con desobediencia del palco, ya que en su segundo coloco un cuarto par de banderillas a sabiendas que el usía le había dicho que no se lo permitía. Luego con la muleta ya le conocemos todos, descargando la suerte por completo y muy despegado. Con el capote, en lo único que es un poco mas aseado, hoy tampoco nos dejo nada de interés.

El único torero que ha cortado oreja, ha sido el salmantino Juan del Álamo, que ya había cortado una el pasado sábado. Pero la de hoy ha sido una oreja de poco merito, ante un animal que medio se dejaba torear pero sin romper en ningún momento. Es verdad que le dio lances templados con la mano derecha, pero no le obligo nunca por bajo y estuvo un poco colocado al hilo del pitón sin terminar de cruzarse del todo, la espada cayo un poco deslucida de colocación.

Ante el toro que cerraba plaza, Juan se contagio se la sosería y de la condición del animal y no dijo absolutamente nada de interés a los tendidos. Aparte la res estaba muy justa de fuerzas y no se le podía obligar ni someter nunca por bajo. Abría cartel Manuel Jesús “El Cid”, el cual nos abrió una pequeña esperanza en volver a verle como en sus mejores años, después de la faena de la pasada Feria de Otoño. Pero hoy ha vuelto a las andadas. Mucho miedo y bastante precauciones, en sus dos oponentes.

Sobre la corrida de Juan Pedro Domecq, debemos de comentar que muy justa de casta y raza. Aparte de que algunos animales dieron claros síntomas de poca fuerza en los primeros tercios, pero el presidencia decidido mantenerlos en el ruedo. Después de todo esto, los aficionados pedimos carteles muchísimos más rematados, sobre todo en tardes tan señalas como es esta de la tradicional corrida de la prensa.

 

Comparte esta publicación

Te Recomendamos