Madrid: ¿Primera plaza del mundo?

Ampliar Portada

07 de julio 2013 | Escrito por Miguel Requis | Fotografías de Constante

Hemos podido presenciar, que no disfrutar, la primera de las Novilladas de Promoción del mes de julio, sorteándose novillos de la acreditada ganadería del Puerto de San Lorenzo, encaste Atanasio-Lisardo. Flojos, blandos y faltos de casta como viene siendo habitual en esta ganadería. Para rematar 4 ejemplares indignos para Madrid. Ganadería que venía a sustituir a los novillos inicialmente anunciados de Villamarta y que según argumentaba la empresa; reproduzco textualmente: “no alcanzaban el nivel de presentación que se considera imprescindible para acudir a Madrid”. Después de ver lo que ha salido por la puerta de chiqueros ¿qué era lo que se había reseñado en el campo para no poder venir?

1º) Judío. Primer Sobrero, colorado de capa, marcado con el nº 18, nacido el 09/09 y 483 kilos, de Julio Garcia, encaste Domecq vía Fuente Ymbro y que salio al ruedo al devolver la autoridad el primero del hierro anunciado. Novillo noble, soso y educado. SILENCIO.

2º) Cantino. Nº 139, negro bragado meano axiblanco, nacido el 12/09 y 451 K. Flojo, sin fuerza y falto de casta. LEVES PALMAS.

3º) Langostino. Negro, nº 183, nacido el 03/10 y 454 K. misma definición que el anterior. Se partió el pitón izquierdo en el caballo. SILENCIO.

4º) Campanero. Negro, nº 75 nacido el 10/09 y 464 K. otro “clón” de los anteriores. SLIENCIO.

5º) Pitinesco. Negro, nº 78 nacido el 10/09 y 515 K. mejor presentado que sus primeros hermanos , tuvo algo más de codicia en el caballo y banderillas, pero al inicio de la faena de muleta se partió la pata delantera derecha teniendo que ser pasaportado. Es la segunda vez que ocurre este año. SILENCIO.

6º) Cubatisto. Negro, nº 86 nacido el 08/09 y 526 K. de romana, mejor presentado aunque lavado de cara (así deberían de haber venido los demás por lo menos) se emplea algo más en el caballo rajándose en la muleta. SILENCIO.


LUIS MIGUEL CASARES, de añil y oro con una actuación en lo que va de año y ninguna en su haber el año pasado SILENCIO CON AVISO y SILENCIO.

JAVIER ANTÓN, de azul celeste y oro con 4 paseíllos en lo que va de temporada y 2 en la anterior, SALUDOS SIN QUE NADIE SE LO PIDA Y SILENCIO.

JUAN BELLIDO “CHOCOLATE”, de verde oliva y oro, que hacía su presentación en el coso capitalino teniendo en su esportón 8 actuaciones el curso anterior, LEVES PALMAS CON AVISO (saludos desde el callejón) y SILENCIO CON AVISO.


Tercio de varas. No ha existido. Como siempre se ha picado mal y a cuatro novillos en chiqueros. Simulacro en el 2º encuentro porque no aguantaba el burel. Hoy ha sido una novillada con picadores (así reza en los carteles) pero sin picar.

Presidencia: MUY MAL D. TRINIDAD LOPEZ-PASTOR EXPÓSITO. Ha aprobado Ud. una novillada que aunque tenía la edad, no tenía cara; en el argot taurino, sin trapío para Madrid. Más tarde, no contento con ello, ha mantenido en el ruedo novillos sin fuerza, que no se tenían y que en cuando se les obligaba perdían las manos. Nuestro añorado “SALVA” hubiera estado toda la tarde preguntando ¿a quién defiende la autoridad?. Ud. está para impartir justicia y ello conlleva que se vea un espectáculo en toda su integridad, no la basura de hoy.

Cuadrillas: En cuanto a la lidia en general mal, no fijando a los novillos y dándoles un sinfín de capotazos. Destacar a “VENTURITA” y MANUEL DE LOS REYES con los palos en el 5º, agradeciéndoles el empeño en intentar hacer la suerte como mandan los cánones: mostrarse, ganar la cara del novillo, clavar y salir del embroque lo más limpio posible. GRACIAS.


LUIS MIGUEL CASARES con el sustituto colorado, novillo que no molestaba, que iba y venía sin ninguna transmisión pero con clase, como se dice desde el taurinismo, estuvo aseado aunque sin ligar ninguna tanda y perdiendo pasos constantemente. Su concepto no llegó a los tendidos porque el toreo, aparte de técnica, es emoción, templanza y ligazón, que es lo que le faltó. En el cuartpo, poco que reseñar. JAVIER ANTON lo más reseñable que hizo fue algo no muy usual: salir a saludar sin que se lo pidan. “OLÉ”. JUAN BELLIDO “CHOCOLATE”, en su presentación en Madrid, nos dejó un buen manejo del capote sobre todo con el que cerraba plaza, dándole unas verónicas, sacando el novillo para las afueras, con mano baja, templando y siendo rematadas con una media de buen trazo. En la muleta estuvo dispuesto aunque se le nota lo poco placeado que está. Habrá que volver a verle cuando este más hecho.

Atrás queda cuando Madrid era la Plaza en la que se daban Corridas de Toros fuera de Ferias, donde ganaderías que se habían quedado sin venir tenían una oportunidad, donde toreros que no habían tenido sitio en los carteles se revindicaban. Atrás queda cuando el aficionado que no había podido acudir en Ferias tenía la oportunidad de disfrutar de su afición y la empresa hacía una buena taquilla con ellos. Hoy, si quitamos los “guiris” y los acompañantes de autobús que traen los espadas, no había más del 10% del aforo de verdaderos aficionados. Los que haga frío o calor no fallan a su afición y de los que cada día van quedando menos. Atrás queda cuando los novilleros venían placeados y a jugársela porque sabían que era su gran oportunidad y estaban preparados para afrontarla. Atrás queda cuando a los novillos se les picaba porque aguantaban. Atrás queda cuando se presenciaban los 3 tercios que componen la lidia: VARAS, BANDERILLAS Y MULETA. Atrás queda cuando a la Plaza de Madrid se le respetaba y no se daban vueltas al ruedo sin que lo pidiera la mayoría, o se saliese a saludar sin que las palmas lo requirieran. Atrás queda y no muy lejano cuando a la entrada había suficientes programas de mano con la información referente a la ganadería, encaste y matadores. No un triste panfleto como se ha ofrecido en esta ocasión. Atrás queda cuando al aficionado se le atraía y no se le echaba como está ocurriendo ahora. Atrás queda cuando el Presidente, Empresario, Críticos y cuantos viven de esto, eran también aficionados y sabían los gustos de los que pagaban e intentaban complacerles. Atrás queda cuando la Plaza de Toros de las Ventas del Espíritu Santo era la Primera Plaza del Mundo, no solo por la cantidad de festejos que se ofrecían, sino por la calidad de los mismos.

 

Comparte esta publicación

Te Recomendamos